sábado, 27 de febrero de 2016

Ocurre ...





“Existía la belleza
 de los milagros ..."



Yves Pires



Ocurre pero pocas veces
que uno de nosotros ve de verdad al otro:
una persona se muestra un instante
como en una fotografía pero con más claridad
y al fondo
algo que que es más grande que su sombra.
Él está de cuerpo entero delante de una montaña.
Es más una concha de caracol que una montaña.
Es más una casa que una concha de caracol.
No es una casa pero tiene muchas habitaciones.
Es impreciso pero grandioso.
Él crece de eso, y eso de él
Es su vida, es su laberinto.

Tomas Tranströmer, La galería.
Traducción de F.J.Uriz, Bálticos y otros poemas.



Tranströmer no era un hombre creyente –o si lo era, nunca lo expresó en sus poemas-, pero su poesía está impregnada de una misteriosa presencia de lo divino. No deja de hacerse preguntas. Y a veces encuentra una respuesta: “Y el Dios de lo profundo llama de lo profundo: ‘¡Libérame! ¡Libérate a ti mismo!’”, dice uno de sus poemas. Su poesía vive en lo profundo. Y allí, con más claridad, siempre se encuentra Dios.





Vídeo-instalación "El encuentro", Bill Viola. ARCOmadrid 2016 






8 comentarios :

  1. La palabra y la poesía son los vehículos de los sentimientos, metas, proyectos, experiencias...al igual que la música, ambas "hablan" un idioma universal, en resumen: LA VIDA.
    Me encanta esta entrada, mi enhorabuena.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto, son los vehículos que nos unen, compañeras de viaje que nos hacen crecer. Son fuentes inagotables. Amar la poesía, las palabras y la música que nace de ellas. Amar la VIDA.
      Tú lo reflejas muy bien en todo lo que compartes.

      Gracias, Mari Carmen, me encanta tu comentario.
      Un beso y feliz día.

      Eliminar
  2. No lo conocía.
    Ahora, sí.

    Gracias.

    Te regalo unas tildes: ``````

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :)
      Gracias a ti, Toro. Siempre.

      Jajaja, gracias por las tildes. ¿Me falta alguna? Revisaré. Son importantísimas ... :)

      Otras de regalo: ´´´´´´´´

      Un beso, Toro. Feliz noche.

      Eliminar
  3. Leyendo este poema, no sé si será creyente, pero me parece de un misticismo profundo. ¿Se puede ser místico y no creyente. Yo no lo sé...

    Buenas noches, Rosa, que la nueva semana te sea favorable al cien por cien.
    Ya tenéis nieve en León ¿ No?

    Esta semana voy a estar más liada, aunque todavía no estoy bien del todo, los dolores de cabeza son más leves, pero no soy yo. El martes, si Dios quiere hacen la cesárea a mi hija Esther, quiero estar con ella más tiempo y con el Pablito que nos regala Dios,
    Por favor encomiéndalo un poco.

    BESIÑOS Y BESIÑOS, querida amiga

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡¡Holaaaa, querida Militos!!!

      Tampoco lo sé, pero este poema sí es muy profundo ...

      En León no nevó, pero sí en la montaña. En la ciudad, nada de nada.

      ¡¡¡Y me alegro muchísimo de que ya venga Pablito!!! Cómo pasa el tiempo ...
      Sí, claro que sí, estaré con vosotros en la oración. Estaréis como locos de contentos.
      El martes, me informas ¿vale?

      ¡Muchísimos besiños!!! para ti, para Esther y para ese niño tan rico que está a punto de llegar.
      ¡Muy buena semana, querida amiga!

      Eliminar
  4. La belleza de los milagros.... lo más bonito: la vida, un recién nacido. El milagro más maravillo. Me uno a la oración.
    Besos, Rosa.

    ResponderEliminar