domingo, 4 de mayo de 2014

Para Clarissa...

 
 


El Señor es quien te cuida,
el Señor es tu sombra protectora.
De día el sol no te hará daño,
ni la luna de noche.

El Señor te protegerá;
de todo mal protegerá tu vida.
El Señor te cuidará en el hogar y en el camino,
desde ahora y para siempre

Salmo 121:5-8



Para mi querida amiga Clarissa, compañera en el blog desde su inicio (Un salmo para el camino), a la que no conocí personalmente, pero sentí muy cercana. Gracias por tu salmo de cada día y por la belleza de tu alma. Nunca te olvidaré.
 
Descansa en paz, querida Clarissa.
 
 
Una canción que ella me enseñó
 
 

 
 
Temprano el mismo organillo en la entrada del callejón,
hizo volar la canción que en invierno nos despertó,
y al escucharla di vuelta la página treinta y dos,
del libro donde pusiste los pétalos de una flor.

Y cuando los vi, algo brilló, algo de ti,
que había olvidado
Y cuando los vi, algo brilló, algo de ti,
que había olvidado

De noche el viento que sopla escondido en el corredor,
hizo volar unos naipes que había en el velador,
y al ordenarlos de nuevo y dejarlos junto al reloj,
aparecieron los signos que el tiempo ha guardado.

Y vi un corazón un rey y un diez,
y me acordé de esta historia de amor,
y vi un corazón un rey y un diez,
y me acordé de esta historia de amor


Transcripción de la canción "Un rey y un diez"
del cantautor chileno Manuel García
 


 
 

7 comentarios :

  1. Siento mucho esta pérdida, Rosa. No la conocía pero si tenía ese blog dedicado a los Salmos, imagino la persona que era y donde estará ahora, alabando al Señor de cerca..
    Rezo por ella, descanse en paz.

    Preciosa la canción, me la guardo para los poemas.

    Un beso muy fuerte, estas pérdidas de blogueros/as hay veces que son más dolorosas que las de algunas personas que conoces físicamente porque las relación con aquellas son sólo del alma.

    ResponderEliminar
  2. Un bello homenaje. Para siempre en el recuerdo.

    Un beso, amiga.

    ResponderEliminar
  3. Lamento que hayas perdido una buena amiga, se nos van, yo ya he perdido a 5 y parece que me los hayan arrancado, tengo dolor por ello.
    Gracias por compartirlo, ya está cantando salmos en el cielo.
    Un abrazo
    Sor.Cecilia

    ResponderEliminar
  4. Lo sientO ...creo que alguna vez vino a mi blog y yo visite el suyo.
    Un Beso para ti y otro para Clarissa ,seguro que le llegará....

    ResponderEliminar
  5. Querida Rosa: Cuanto siento esa perdida... sé lo que sientes. Esas amistades en el Espíritu,
    (en Dios) son muchas veces, más fuertes que la de la carne. Ya está alabando en el cielo a su Creador, y más cerca de ti está ahora...No la conocía, pero tendría que ser una persona muy especial...Un abrazo muy fuerte querida amiga.
    D

    ResponderEliminar
  6. Muchas gracias, queridas amigas.

    ResponderEliminar
  7. Gracias por esta entrada, Rosa. No puedo decir mucho más, porque aún lo estoy digiriendo.
    Besos.

    ResponderEliminar