sábado, 28 de marzo de 2015

Vuestra soy, para Vos nací...

 
 
 


Quinientos años del nacimiento de esta gran mujer, santa Teresa de Jesús, enamorada de Jesucristo y doctora de la Iglesia.  
Don Alonso Sánchez de Cepeda dejó escrito:

"En miércoles, 28 días del mes de marzo de mil quinientos y quince años, nació Teresa, mi hija, a las cinco horas de la mañana, media hora mas o menos, que fue el dicho miércoles, casi amaneciendo".



¡Teresa, alma de fuego,
Juan de la Cruz, espíritu de llama,
por aquí hay mucho frío, padres, nuestros
corazoncitos de Jesús se apagan!
 
Antonio Machado 
 
 
 
 
 
 
 
Vuestra soy, para Vos nací
¿Qué mandáis hacer de mí?
 
Soberana Majestad,
eterna Sabiduría,
Bondad buena al alma mía;
Dios, Alteza, un Ser, Bondad:
la gran vileza mirad,
que hoy os canta amor así:
¿Qué mandáis hacer de mí?
 
Vuestra soy, pues me criasteis,
vuestra, pues me redimisteis,
vuestra, pues que me sufristeis,
vuestra, pues que me llamasteis.
Vuestra, pues que me esperasteis;
vuestra, pues no me perdí:
¿Qué mandáis hacer de mí?
 
Veis aquí mi corazón,
yo le pongo en vuestra palma;
mi cuerpo, mi vida y alma,
mis entrañas y afición.
Dulce Esposo y redención,
pues por vuestra me ofrecí:
¿Qué mandáis hacer de mí?
 
Dadme muerte, dadme vida,
dad salud o enfermedad,
honra o deshonra me dad;
dadme guerra o paz crecida,
flaqueza o fuerza cumplida,
que a todo digo que sí:
¿Qué queréis hacer de mí?
 
Dadme riqueza o pobreza,
dad consuelo o desconsuelo,
dadme alegría o tristeza,
dadme infierno o dadme cielo,
vida dulce, sol sin velo,
pues del todo me rendí:
¿qué mandáis hacer de mí?
 
Si queréis que esté holgando
quiero por amor holgar;
si me mandáis trabajar,
morir quiero trabajando;
decid dónde, cómo y cuándo,
decid, dulce Amor, decid:
¿qué mandáis hacer de mí?
 
 
Santa Teresa de Jesús
 
 
 
Santa Teresa de Jesús (detalle). Diego Velázquez
 
 
"Estáse ardiendo el mundo..."
 
 
"Toda mi ansia era, y aún es, que pues tiene tantos enemigos y tan pocos amigos, que ésos fuesen buenos, determiné a hacer eso poquito que era en mí, que es seguir los consejos evangélicos con toda la perfección que yo pudiese”.

(Santa Teresa de Jesús. Camino de Perfección 1,2).

 
"Estáse ardiendo el mundo, quieren tornar a sentenciar a Cristo, como dicen, pues le levantan mil testimonios, quieren poner su Iglesia por el suelo, ¿y hemos de gastar tiempo en cosas que por ventura, si Dios las diese, tendríamos un alma menos en el cielo? No, hermanas mías, no es tiempo de tratar con Dios cosas de poca importancia".

(Santa Teresa de Jesús.Camino de Perfección 1,5).
 

 
 
 
"Aquí está la verdad".
 
Edith Stein
 

Me atrevo a recomendar, al menos, la lectura de una de sus obras, por ejemplo, "El libro de la vida".
Con espontaneidad le comenta en una ocasión un carmelita que dicen de ella que es inteligente, santa y hermosa, "en cuanto hermosa, a la vista está; en cuanto a discreta, nunca me tuve por boba; en cuanto a santa, solo Dios lo sabe?".
 
La judía atea Edith Stein, discípula del filósofo Edmund Huserrl, después de leer este libro de Teresa durante toda una noche, se dijo a sí misma: "Aquí está la verdad". Acabó recibiendo el bautismo, vistiendo el hábito carmelitano, adoptando su nombre de Teresa y mártir de la persecución nazi en Auschwitz en 1942. Y el filósofo nihilista Emil Cioran, rumano que hasta hace pocos años deambulaba por el Barrio Latino de Paris, leyendo a la santa mística, confesó que era "un momento divino de la historia humana".
 
 
 
 
 
 

1 comentario :

  1. Me guardo, Rosa, este post del quinto centenario de nuestra santa preferida, para mí la que más, para leerlo despacio en el silencio del campo, me gusta mucho.

    Que paséis una feliz y santa Semana santa, en León será más fácil.

    Besiños ¡Viva siempre Santa Teresa!

    ResponderEliminar